lunes, 7 de enero de 2013

Al principio

Nos sentimos atraidos y como nos imaginamos.
Yo te imagino cogiéndome por detras en la cama y me imagino lamiéndote y nos imagino durmiendo juntos.
Lo malo es que, después, nos conocemos.